Feliz Samhain

Termina otro año… comienza uno nuevo. Creo que es poco, pero bien significativo lo que puedo llevarme de este año que ha pasado: Dos relaciones (Una de las cuáles me ha volteado la vida, para usar el término de Gianko), un nuevo pregrado, un coven, la reafirmación de las amistades, la creación de unas nuevas, el fin de un ciclo con Josephine y quizas el renacimiento de una nueva Josephine, con más y mejores expectativas de vida… En fin, creo que el saldo positivo de este año pasado es mucho más grande que el negativo. Aunque, para ser sinceros, no me estoy dando demasiada mala vida por ello. Todo tiene su lado bueno y su lado malo.

Pero, los católicos/cristianos/no paganos se deberán estar rascando la cabeza y preguntándose «¿Por qué este idiota está celebrando año nuevo en «Halloween»?» Casi del mismo modo que una imbécil dijo en su twitter que «No entendía qué era eso de querer ser amigo de un famous blogger»… Pues bien… resulta que este idiota tiene más cultura general que ustedes (Y podemos TRANQUILAMENTE sentarnos a «medir fuerzas» cuando a ustedes les dé la real gana) y les va a explicar el significado de mi celebración, que no es un barbarismo, un modismo o una transculturización, como podría ser la celebración en un país intertropical de tradición católica con ascendientes Españoles (Creo innecesario dar una explicación de la Inquisición Española del siglo XV) de una ceremonia con orígenes paganos nórdicos, escandinavos y celtas -de lo que no tienen la menor traza-, sino de una mera ceremonia litúrgica.

El Sanhaim, que viene del gaélico «Samain», que significa «Noviembre», es el nombre de un festival que marca el fin de la cosecha y el inicio del año nuevo Celta. Del mismo modo, la palabra es usada para nombrar un mes en el calendario gaélico antiguo, sobretodo las tres primeras noches del mismo. Las «religiones neopaganas» (Como la Wicca, por ejemplo) la toma como una celebración que se observa con ese propósito. Versiones modernizadas lo relacionan con el «Día de todos los muertos» del catolicismo (Especialmente observado/celebrado/conmemorado en México) y el «Halloween» de los Norteamericanos. La cual, dicho sea de paso, están volviendo un arroz con mango en Venezuela, dentro de su tradicional y republicanísima tradición de transculturizarse y perder la identidad propia.

Y, ya habiendo establecido lo que es el «Samhain», puedo extenderme un poco en lo que es Wicca, para que se hagan una idea de mis creencias desde hace unos añitos ya ^_^

La Wicca es una religión desarrollada por Gerald Gardner, a mediados del siglo XX, quien mezcla elementos de las mitologías y «tradiciones» precristianas celtas, gaélicas. Según Gardner, éstos conocimientos fueron presentados a él a traves de unas practicantes de antiguas religiones que aún se encontraban en los bosques británicos -Específicamentem, el Aquelerre de New Forest- para esa época, lo que no ha sido comprobado del todo. De igual manera, algunos autores argumentan que los ritos que cita Gardner son «préstamos» de la magia ceremonial de la Golden Dawn. Algunos más románticos -Fluffy Bunnies, en su mayoría- pueden decir que la Wicca es una reminisencia de las antiguas religiones Celtas, Gaélicas y Druidas. Pero, como expliqué someramente hace poco, la Wicca se crea a mediados del siglo pasado, momentos en las que las últimas leyes que prohibían la brujería fueron abolidas, mediante la publicación de libros como «Brujería hoy» y otros.

El término «Wicca» podría derivarse de una raíz del inglés antiguo, en el que «Wicca» se refería a «Brujo» (Masculino) y «Wice» se refería a «Bruja» (Femenino), predecesores del actual «Witch». De igual manera se puede conocer como «El arte de los Sabios» o directamente «El arte». O «Antigua Religión». Aunque, como mencioné supra, no tiene mucho de antigua, por haberse desarrollado hace poco más de cincuenta años. Es necesario acotar que Gardner nunca usa «Wicca» como término para definir al sistema de creencias, sino para referirse a sus practicantes. El término «wicca» comienza a usarse en los años 70 para separarse de lo siniestro del término «brujería» al que aún se le considera algo reprobable en las sociedades cristianas/católicas.

Dentro del sistema de creencias de la Wicca, podría mencionarse como punto de base la dualidad Dios/Diosa, Padre/Madre, Hembra/Macho de las deidades que se veneran dentro de la misma. Éstas dos representaciones se refieren a la dualidad de caracteres de la personalidad de una deidad: La diosa -representada por la luna- es la parte femenina: Ternura, amor, instinto maternal, etcétera. El Dios, por otro lado, es la parte masculina: Fuerza, Dominio, Poder, Fortaleza… De este modo, se tienen diversas caracterizaciones de las cualidades de cada uno de los elementos de la dualidad de figuras. Por otra parte, dentro de las tradiciones celtas y gaélicas, se guardan ciertas fechas llamadas Sabbats en la Wicca, que representan otras ocasiones importantes de los antiguos: Solsticios, Equinoccios, Ciertas fases lunares, etcétera. Podrían nombrarse ocho principales, de las que el Sanheim es la más importante de ellas.

Algunos Wiccans celebran -Como en mi caso-, pero otros, más bien ven el Samhain como una ocasión para honrar a los muertos. En algunos rituales los espíritus de los que se han ido son invitados a las festividades. Esto pareciera una ceremonia medio oscura y que celebra la muerte… Y en cierto modo lo es. Pero, de igual manera, es una celebración del fin de un ciclo y el comienzo nuevo y fresco de una vuelta más de nuestra amada nave/hogar. Por eso les deseo, desde el fondo de mi alma, que los dioses les bendigan, les guíen y les concedan todo lo que se proponen en este año nuevo… FELIZ SAMHAIN.

Etapa de indefinirse

Debo ofrecer una disculpa a la gente que a veces pasa por este rincón olvidado de la red por el abandono en el que he sumido al blog en estos días. Sólo me he limitado a leer comentarios, borrar los comentarios que son spam (muchos más de los que me imaginaba) y leer las ocurrencias de Elianni, de Croncho y César y de La Niña Fresa (de quién me confieso fanático de un par de días para acá), sin tener una excesiva cantidad de tiempo para sentarme a teclear. Las obligaciones que un «Adulto contemporáneo» como yo está inefablemente condenado a poseer no son, ni por mucho, pocas. Y eso pesa en la capacidad de crear y dar forma a ideas, a «filosofar a martillazos» si queremos citar a Nietzsche.

Han pasado un montón de cosas en estos días, aunque muchas de ellas han estado gestándose antes de sumir en el abandono a «Y volvemos al punto», por lo que creo innecesario updatearlos con ello. He llegado a la conclusión de que es mi grupo de amigos quienes leen este blog, que ya la época en la que traducían mis tutoriales de debian pasaron, que ya mi etapa de escritor en Linux+ se agotó y que, probablemente, aún no he conseguido ese factor que me haga ser un «Famous Blogger»… aunque esto realmente me importe tanto como el amor que Chávez siente por Fidel Castro cuando el viejo se mete su viagra y se la empuja por el orto.

Pero, dentro de los desvaríos y las ideas etéreas que a veces suelen rondar mi torturada cabeza llena de fantasmas, (Por los Dioses, ¡Qué Emo/Goth se leyó eso!), creo necesario darle alguna especie de giro a la línea que mantengo aquí: El lado «Manuel up-close and personal» parece que está funcionando, pero no me siento extremadamente cómodo dándole demasiada cuerda a mis demonios interiores, por más que a la gente le encante el morbo y el Schadenfreude leyendo las cosas más íntimas y personales de alguien. Pero, no… tampoco es la idea. De igual manera, hacer un blog temático no me agrada en demasía. Traté de hacer uno de política, pero dos posts bastaron para abandonar la idea, entonces creo que esa no va. En fín… Estoy en esa etapa de indefinición tan propia de mí, pero a la vez tan justa y necesaria. Esta sienta las bases de un cambio quizas radical, o quizas no tanto, pero cambio a fin de cuentas. Y en eso estoy: En la mudanza de piel.

No voy a darme demasiada licencia a escribir el día de hoy, puesto que ya voy retrasado a lo que aparenta ser uno de esos días que duran para siempre, siendo directamente proporcional su longitud a las ganas que tienes de que se termine.

BlogStock 2007

Bloggers, Twitters, Podcasters… ¡¡Cuerdemamapipes Todos!! Quisiera, antes de empezar a hablar sandeces, deciros a quienes conocí y a quienes ví, que estoy encantado de haberos conocido o visto, que he flipado con las fotos que he tomado, me han tomado y las que he visto tomar, que no había pasado un momento tan divertido en AÑOS y que espero volver a veros el año que entra para destrozarnos con un GUATEKE TUYERO DESTROY SATÁNICO BLOGGERO.

Una vez salido de mi stage de Osito cariñoso, empiezo a hablar del BlogStock, que pa eso estoy haciendo una entrada en el blog, ¿No, carevergas? Lo voy a contar especie crónica porque me identifico más escribiendo las cosas desde mi punto de vista sin sentirme más afectado que de costumbre por el entorno.

Bueno… Yo estaba de lo más ansioso e interesado por ir, así que ese día cargué con todos los implementos que pude haber necesitado: Cigarros: Tres cajas de Marlboro Rojo, El Zippo lleno hasta las metras de bencina y con piedra nueva, el yesquero de respaldo por si acaso, botas de alpinismo (Que, como se verá más adelante, demostraron su ineficacia producto de sus casi nueve años de existencia), la franela de la página (Por si acaso, http://elrancho.com.ve ¡¡Carevergas!!), mi gorrito negro y una chaqueta multiuso de probada y dilatada fidelidad. Con sólo eso me fuí pal Blogstock, pensando que todo se iba a llevar lo suficientemente en paz para no necesitar huir a mitad de la noche, que no iba a ser necesario matar ningún perro para comer y tampoco tomar agua de la poceta para calmar la sed.

Cuando termino de subir (Puntual cual reloj suizo, a las cinco de la tarde), obvio que estamos sólo unos pocos personajes, bien sea igual de puntuales, igual de fiebrúos o en sí los organizadores del evento o quienes trabajaron en ello. Aunque, en mi caso no fue ninguna de las dos últimas, sino porque al papá de un pana se le ocurrió subirnos temprano. La cosa es que Carlitos (Un No Blogger) empieza a quejarse hasta que le dije: «De igual modo estás en el medio de la nada, así que te quedas igualito la cosa esté mala o no. Pero te aseguro que dentro de un rato esto se va a poner muy bueno». Y, si eres como yo, que consideras la lluvia como una bendición, pues debiste sentirte la persona más bendita del mundo. El palo de agua que cayó fue A-N-O-R-M-A-L: Dos horas seguidas de agua parejo, que parecían no terminarse nunca… lo que medio desanimó a la gente, pero igual la idea era tripearse la cosa de la manera más tranquila posible mientras no hubiese oportunidad de volverse locos.

En medio de la lluvia, como mandadas del cielo… ¡Llegaron las cervezas! No recuerdo cuántas cajas moví (Debieron ser unas treinta o algo así), pero la cantidad de curda que había -Y teniendo en cuenta la cantidad de gente que estaba en el momento más quienes se incorporarían luego- parecía suficiente para los requerimientos. Para mantenerme activo, decido ayudar con el trasvase de la camioneta a las cavas respectivas, lo que ocasiona que termine rezumando agua por todos lados y con las medias mojadas a más no dar. Genial… Sólo quedaba esperar el frío asesino (Que nunca llegó… ¡Maldita sea!) para terminarme de destrozar el ya de por sí maltrecho sistema respiratorio. Afortunadamente, aunque fresco, el clima no enfrió en demasía.

Una vez calmada la lluvia, re-encendido el power plant, puesto el sonido de nuevo y con el cielo abierto, empezó oficialmente la rumba: Agradecimientos, saludos, abrazos, aplausos… el típico acto protocolar. Aunque, las presentaciones que vimos en la pantalla dispuesta para el efecto, fueron la nota realmente divertida del asunto. Comenzó a tocar la primera banda: Frebrero 24, de Punto Fijo. Excelente manejo de las guitarras, riffs camioneros, una batería que sin demostrar virtuosismo da mucho peso… Y la voz del pana con un excelente registro y timbre, pero con serios problemas en su respiración. Aparte de no poder dejar la mano que sostiene el micrófono quieta… Sin embargo, me causaron buen sabor de boca a mí y a quienes andaban conmigo. Valió la pena que se echaran el cayo.

Luego de tocar Febrero 24, dr0selektah empezó a mezclar sus locas canciones que le ponen la cédula de plomo a cualquiera, pero que, lógicamente, son clásicos que te tripeaste en algún momento. Después de un rato que se me antojó exageradamente largo, se montó la gente de CaseroLoops, el nuevo proyecto de Héctor Martínez (Circo Urbano). Un estilo bien bailable y gozable… pero monótono, sin nada innovador… más de lo mismo. ¡Qué ladilla! ¿Saben? Creo que la fórmula de «Muerto en Choroní» funcionó para ese propósito y en ese momento. De nada sirve reinventar la rueda o redescubrir el agua tibia.

En medio de otra pausa que se me antojó muy larga, Croncho anuncia un espectáculo bailable para la gente… Señores, puedo jurarles que nunca en mi vida había visto cómo una reunión social que podría decirse hasta sosa en ocasiones se fue al infierno con tanta rapidez: Los Arroceros llegaron a poner a mover a la gente… Y entre Divinidad y Cereza vestidos de congueros, Darth Vader bailando «Follow tha leader» y Jack Sparrow posando para fotos… Todo se fué a la mismísima mierda tan rápido que nadie se dió cuenta que estaba o bien ladillado o de plano en planes de huída cuando un segundo antes de que se pusieran en el terncito. Eso fue el elemento que justificó la subida a El Manzano. Eso y los pepitos y hamburguesas satánicas.

Entre cervezas, risas, chistes, saludar a gente que no veías en años, etcétera, se fue pasando el rato hasta que… ¡¡¡EL DESASTRE!!! La planta eléctrica se apagó por falta de combustible… ¿Y DÓNDE COÑO VAS A CONSEGUIR GASOIL A LAS TRES DE LA MAÑANA? Es más… ¿Por qué coño hay regulación de combustible en un país productor de petróleo? Obvio, que a las tres de la mañana, sin música y con unas buenas curdas encima, te vas a agüevoniar… cosa que efectivamente pasó. Y empezó el éxodo. No sin antes, darle una probadita al SANCOCHO-LEVANTA-MUERTOS-MATA-PEAS-DESPERTADOR-MARTILLO-EN-EL-GÜIRO del Team Sancocho… Dos cucharadas, señores… DOS CUCHARADAS y se me había pasado cansancio, agüevoniamiento, frío, hambre, dolores y somnolencia. No sé qué coño le pusieron, pero esa vaina fue un enchufe de 220W en medio de las cejas.

Si los dioses son buenos con nosotros, le van a dar fuerza, valor, coraje y ganas de joder a Croncho, a César y a todos nosotros para el tercer guateketuyerodestroysatánicobloggeromamapipes. Felicidades.